Villa Elisa, Germinal y Malvinas exigen obras contra las inundaciones

Provinciales 21 de enero de 2021 Por INFOTEC 4.0
Un grupo de vecinas y vecinos presentó este jueves un petitorio en el municipio para reclamar. Denunciaron que están cansados de las inundaciones en sus viviendas.
INUDACIONES

Vecinos y vecinas de los barrios Villa Germinal, Malvinas Argentinas y Villa Elisa reclamaron formalmente a la Municipalidad de Santa Rosa que haga obras para evitar que se repitan las inundaciones en esas zonas de la ciudad. Habitantes de esos barrios de la zona norte de la capital provincial denunciaron la "discriminación" de la que son víctimas.

Vecinos y vecinas llevaron la nota este jueves a la mañana a la Municipalidad. Además de dirigirla al intendente Luciano di Nápoli también canalizaron el mismo texto al gobierno provincial y más precisamente al área de Vialidad.

Insistieron en que no quieren asistencialismo ni ayudas al paso, como subsidios o lavandina, sino obras de infraestructura que cambien la realidad de sus vidas cotidianas.

"Como ciudadanos, por errores u omisiones de obras no solo nos están discriminado sino que también están vulnerando nuestros derechos como vecinos, ya que tanto Provincia como Municipio han permitido a través de Catastro (Municipal y Provincial) loteos y desde Obras Particulares la construcción de viviendas, son responsables de asegurarnos condiciones digna de habitabilidad en la zona", advierte la nota formal que presentaron en distintos organismos.

Antes, un vecino del Malvinas, Oscar Falcón, había presentado una nota exigiendo las cloacas para el barrio.

"Necesitamos que nos asistan con obras que no permitan volver a inundarnos, no queremos un litro de lavandina ni 5 mil pesos. Queremos que los vecinos no pierdan todo cada vez que llueve", aseveró la vecina Vanesa Campos, que hizo de vocera del reclamo.

Bloqueos y bombas

Una de las exigencias concretas, contenida en la nota, es el bloqueo de la alcantarilla perteneciente a la Ruta 35, que permite el paso del agua de este a oeste de esa ruta, entre las calles Valerga y Montaldo del Malvinas Argentinas.

"Es uno de los factores que produce anegamientos e ingreso del agua a las viviendas por calle Valerga y hasta el ingreso al cuenco, y en la zona aledaña al cuenco propiamente dicha" del Barrio Malvinas Argentinas, ubicado en calle Padre Farinatti entre Dorrego y Juan Vaira.

También solicitan que se realicen las "obras pertinentes" para que el caudal de agua que proviene de la zona rural norte de la ciudad (Facultad de Agronomía, predio del Ministerio de la Producción, Vivero Forestal Provincial y campo privado), no ingrese al barrio Malvinas Argentinas "ya que esto produce inundaciones y anegamientos; y el agua de la zona rural no debe afectar la zona urbana", señala nota.

En cuanto al cuenco ubicado en calle Padre Farinatti entre Juan Vaira y Dorrego, reclaman como primera medida "el normal funcionamiento de las bombas necesarias con energía eléctrica o sin ella, asegurando que no desborde y produzca anegamientos e inundaciones".

Advierten además que se debe asegurar el correcto funcionamiento del cuenco ubicado entre las calles Padre Farinatti, Quinquela Martín, Carlos Chaplín y Maestros Puntanos del barrio Villa Germianal, "ya que un desborde en este cuenco, repercute negativamente sobre el cuenco de Malvinas Argentinas".

"Sugerimos, teniendo en cuento las nuevas tecnologías, la automatización y monitoreo y control a distancia en las bombas de los cuencos, tanto de Barrio Malvinas Argentinas como el de Villa Germinal", señalan los habitantes de esos barrios de la capital provincial

Insisten ante los diversos organismos oficiales en la necesidad de que "aúnan sus conocimientos, recursos y esfuerzos en buscar una solución en pos del bien común de los barrios afectados por inundaciones".

Campos explicó que los cuencos no pueden ser solución de fondo. "El cuenco es un criadero de mosquitos, de ratas y de todo, porque no hay limpieza ni mantenimiento. Incluso ahora cuando dejó de llover las bombas chupan hasta determinado nivel y después tenemos que esperar a que se evapore el agua. Es un asco. Tienen que tener alguna solución porque esta es la tercera vez en 10 años. Queremos que nos den soluciones concretas, no queremos esperar a la próxima lluvia y volver a inundarnos". 

Boletín de noticias