Mendoza piensa usar los fondos de Portezuelo del Viento en otra obra

Provinciales 30 de diciembre de 2022 Por INFOTEC 4.0
El dinero que está cobrando Mendoza de Nación que, en principio estaba destinado a Portezuelo del Viento, comienza ser tema de debate.
227858

El origen de todo es la indemnización que Nación debía hacer a Mendoza por los perjuicios que generó la promoción industrial en provincias vecinas. El juicio lo inició Arturo Lafalla, estaba casi ganado, y Julio Cobos firmó un convenio extrajudicial con Néstor Kirchner para que en vez de dinero se financiara la represa Portezuelo del Viento.

Pasaron 12 años sin que se concrete y en 2019 Mauricio Macri y Alfredo Cornejo firmaron el convenio que le puso montos a ese resarcimiento. Son 1.023 millones de dólares a pagar en cuotas cuatrimestrales. Mendoza ya tiene casi 600 de esos millones y en 2023 vienen los desembolsos más importantes.

Archivado Portezuelo, los recursos se pueden utilizar en otra "obra hidroeléctrica" para Mendoza. El artículo 3 del convenio firmado en 2019 entre Mauricio Macri y Alfredo Cornejo, que obliga a Nación a transferir el dinero. La cláusula tercera tiene algo virtuoso: dice que los 1.023 millones de dólares que Mendoza recibirá son para Portezuelo del Viento u otra obra hídrica de generación de energía. Es decir, sin Portezuelo los dólares se pueden usar, pero solo para obras de generación hidroeléctrica.

Los diarios mendocinos dan cuenta que Suárez quiere que en su gestión alguna obra se inicie.

"Eligió la represa El Baqueano, sobre el Río Diamante, porque el proyecto es menos complejo que otras más importantes como la represa Uspallata. El costo rondaría los 500 millones de dólares y lo más complejo sería la realización de un túnel de 12 kilómetros. Esa obra no agregaría ahorro de agua, sino que más energía a una cuenca que ya tiene tres centrales. Aún no están los estudios de factibilidad, pero Suárez quiere licitarla a principios del año que viene", especuló el sitio Mdzol.

"Alfredo Cornejo, que es candidato a gobernador por el oficialismo, tiene la idea de usar esos recursos para cualquier tipo de obra. Puede ser a través de alguna addenda firmada con quien sea presidente. Con Alberto Fernández eso parece complicado. Pero el año que viene hay elecciones y en diciembre de 2023 puede volver a darse vuelta todo. En el medio, según reconocen en el Gobierno, ni siquiera existe la capacidad de "gastar" los dólares ahorrados por falta de proyectos. Aún con El Baqueano en pie, a la provincia le quedarían casi 600 millones de dólares para invertir. Una oportunidad que no se va a repetir", aseguró.

Boletín de noticias