MURIÓ EN SU CELDA EL ACUSADO DE MATAR AL NENE Y DE VIOLAR A SU MAMÁ EN PUERTO DESEADO

Regionales 21 de marzo de 2020 Por Romina Elizabeth Ledesma
Omar Alvarado, el principal acusado de matar a un nene de 4 años y de violar a su mamá en Puerto Deseado el 21 de febrero pasado, fue encontrado sin vida en la noche del viernes.
puertodeseadocrimen2020-2

La policía comprobó que se había ahorcado con su propia ropa. Fue encontrado por los agentes de guardia en medio de la rutina por las medidas preventivas por la pandemia del coronavirus ayer viernes por la noche.

 El hecho sucedió cerca de las 20 horas, en una de las celdas ubicada en la mencionada seccional.

Alvarado tenía 33 años y padecía esquizofrenia. Era el principal imputado de haber violado a María Zubelza y después, con la complicidad de un menor, haber matado a su hijo Santino, de solo 4 años por temor a que lo delatara ya que el niño había presenciado todo.

 El hecho conmovió a Puerto Deseado, una ciudad de Santa Cruz y a todo el país. La mujer había viajado a esa ciudad patagónica para visitar a uno de sus hijos que tiene una carpintería en el lugar. La tarde del 21 de febrero salió a pasear por la zona conocida como Playa Cavendish, ubicada a 2 kilómetros del casco céntrico de la ciudad. Es un lugar donde siempre concurren turistas y residentes.

La mujer fue sorprendida por Alvarado y el menor que lo acompañaba. La llevaron hasta unas cuevas ubicadas junto al mar, en un lugar de acantilados y Alvarado la violó. La mujer quedó inconsciente y la dieron por muerta. Después, se llevaron al nene y lo mataron a piedrazos. Lo dejaron en la playa para que la marea que en ese momento estaba baja se lleve el cuerpo. Pero eso no ocurrió.

 Cuando la mujer pudo reponerse llegó hasta una pista ubicada a 700 metros del lugar y encontró a una pareja que le dio ayuda. La justicia actuó rápidamente y Alvarado y su cómplice fueron detenidos. Confesaron ser los autores del terrible hecho.

Por precaución, el juez de la causa, Oldemar Villa, ordenó el traslado de Alvarado a la ciudad de Caleta Olivia. Y al menor a Río Gallegos. Pero la gente de la ciudad capital de Santa Cruz realizó manifestaciones porque no querían que esté alojado en la ciudad.

Entonces, la justicia decidió trasladarlo a un instituto de la Ciudad de Buenos Aires. María vive en Rosario de la Frontera, un pueblo de Salta. Allí llegó después del hecho con el cuerpo de su hijo tras recuperarse en el hospital de Puerto Deseado. Anoche Alvarado decidió terminar con su vida suicidándose con su propia ropa.

Gentileza: Diario Textual 

Boletín de noticias