Un hombre se entregó por el asesinato de su esposa y se enteró en la comisaría de que ella estaba viva

Provinciales 08 de julio de 2022 Por INFOTEC 4.0
El fiscal pidió la prisión preventiva y destacó un informe que concluye que la víctima padeció violencia de género “de extrema envergadura” y que hay un “altísimo riesgo para la mujer”.
BOG3HC7MVJCVTIHUTU4BRFMUWU

“Soy Celso Ibarra, me vine a entregar, maté a mi exseñora. Agarré un cuchillo Tramontina, lo envolví con cinta y se lo clavé en el cuello”, dijo el hombre apenas ingresó a la comisaría de Los Troncos del Talar. Pero, pese a sus intenciones, resultó ser que la mujer había sobrevivido al ataque y el sujeto quedó detenido por el delito de “homicidio agravado por el vínculo y por haber sido cometido mediando violencia de género, en grado de tentativa”.

Este jueves un fiscal de Tigre pidió la prisión preventiva para Abel Celso Ibarra, alias “El Chavo”, el sujeto que se entregó hace dos semanas convencido de que había asesinado a su expareja, que en realidad todavía estaba con vida.

Leé también: Violencia de género y pedidos de ayuda por redes: la historia trágica de la familia de Vicente López

Además de un evidente “peligro de entorpecimiento y de fuga”, la fiscalía justificó la medida basado en un informe que concluye que la víctima padeció violencia de género “de extrema envergadura” y que hay un “altísimo riesgo para la mujer”. En ese sentido, ella misma en su declaración ante la Justicia describió a su atacante como “un perro rabioso” que mientras la apuñalaba le decía: “Vos vas a ser mía”.

3ERMVVKCRZDQTAHAOYV3IRKKWUEl cuchillo que usó Ibarra para atacar a su exmujer. (Foto: Télam).

Tras la detención de Ibarra, la policía encontró tirados a unos 100 metros de la casa donde se produjo el ataque tres cuchillos de mesa que fueron reconocidos por testigos como los que el agresor usó para lastimar a su ex y descartó después en su fuga. Uno de ellos, de color violenta, con manchas de sangre.

La declaración de la víctima
La propia víctima cuando fue dada de alta, tras pasar unos días internada, declaró ante los fiscales del caso y ayudó a reconstruir la noche de la agresión. Según su relato, Ibarra fue a su casa para pedirle retomar la relación, aunque ella ya le había dicho que era imposible porque le había pegado y que además ya estaba saliendo con otro hombre.

“Yo ya tengo otra pareja, estoy bien, vos me pegaste, no vengas más”, le dijo la mujer, indicó Télam, y cuando se dio vuelta, su ex le dijo “no te vas a deshacer de mí”, y comenzó a apuñalarla por la espalda.

Un hombre se entregó por el asesinato de su esposa y se enteró en la comisaría de que ella estaba viva
Por: TN.com.ar
Sentí una cosa punzante que me clavan en la espalda y caí al piso. Él se me abalanzó y me comenzó a dar golpes como enceguecido. Empezó a apuñalar y pegar, parecía que no iba a frenar hasta matarme”, recordó la mujer.

En otro tramo de su relato, se refirió puntualmente a la actitud de Ibarra y aseguró: “Me miraba con los ojos con una expresión de un loco”, “él estaba como un perro rabioso, era como una bestia”, y además, subrayó que mientras la apuñalaba Ibarra le decía “vos vas a ser mía”.

Además, comentó que en un momento del ataque ella quedó semidesvanecida, y que cuando vio que Ibarra se dirigía con cuchillos hacia donde estaban sus hijas, pensó que también iba a matarlos, por lo que se levantó y su ex volvió arremeter contra ella, hasta que luego su sobrino y su hija mayor lograron sacárselo de encima y sacarlo a la calle.

Boletín de noticias