PREVENTIVA PARA EL CAZADOR ACUSADO DE DISPARAR CONTRA LA POLICÍA

Policiales 24 de julio de 2019 Por InfoTec 4.0
Tras permanecer más de dos semanas prófugo, Marcelo Trionfetti fue capturado por la policía mientras salía del estudio de su abogada, el lunes por la noche. Es el principal (y por el momento único) sospechoso de balearse con un móvil de Seguridad Rural a principios de este mes durante una persecución. En la audiencia de formalización celebrada ayer, dijo que mientras ocurría el episodio se encontraba jugando a los bolos junto a varios amigos.
CIAI 1

En una audiencia celebrada ayer por la mañana en la Ciudad Judicial, la jueza Florencia Maza dispuso que el acusado permanezca detenido 15 días, entendiendo que la fiscala Cecilia Molinari ya tuvo tiempo suficiente para avanzar en la causa, y que tras el plazo estipulado el imputado no podría entorpecer la investigación ni fugarse. Molinari, que probablemente presentará un pedido de prórroga para cuando venza la preventiva, lo acusó de atentado a la autoridad (de seis meses a dos años) agravado por el uso de armas y abigeato (de dos a seis años), aunque la carátula de la causa podría cambiar durante el transcurso de la investigación.
En tanto, Trionfetti dijo en su descargo frente a la jueza que durante la tarde del día del tiroteo (el sábado 6 de julio) había ido a Doblas, pero que volvió horas después para ir a un encuentro con amigos en el bowling de la calle Lagos de Santa Rosa. Según declaró, se movilizaba en la camioneta de su hermana.

Vehículo.
La investigación de la fiscalía se basó desde un primer momento en la patente que los policías perseguidores dijeron haber visto, y que ligó a Marcelo Trionfetti con el hecho, ya que la supuesta S10 que protagonizó el escape pertenecía a su hermana. Tras allanar varias viviendas, los uniformados secuestraron ese vehículo (que no tenía rastro de sangre de animal, ni orificios de bala), una carabina (que se demostró no estar vinculada al suceso), y media res que será comparada con los del animal faenado ilegalmente en Doblas.

Defensa.
El expediente también cuenta con las grabaciones que los perseguidores realizaron por radio con la central del Comando Radioeléctrico. Según dijo la abogada defensora Vanesa Ranocchia, los dichos de los uniformados respecto a la patente «son contradictorios», ya que durante la persecución «los agentes dijeron que iban detrás de una camioneta con una determinada patente, pero después declararon que era otra». De esta manera, Ranochia podría estar sugiriendo que se direccionó la investigación para involucrar a su cliente, porque éste fue acusado penalmente de abigeato en 2013 y adscribió a la figura penal de suspensión de juicio a prueba, que consiste en admitir el delito para no ser condenado, por contemplar éste una pena menor a los tres años de prisión efectiva.

Condena.
Ahora Molinari deberá trabajar a contrarreloj para lograr el material probatorio suficiente para que Trionfetti no solo permanezca en prisión preventiva hasta el juicio, sino también que sea condenado. Según fuentes ligadas a la acusación, una prueba quizás sea «la chapa de la camioneta». Acorde a esta fuente, durante la persecución de los abigeos se cayó de la camioneta la compuerta trasera de la caja, permitiendo también que cayeran restos del animal faenado sobre la ruta. Esta tapa pertenecería, según los pesquisas, a otra camioneta S10 perteneciente a la hermana del acusado.

Celular.
Por último, la fiscala contará pronto con los resultados de la pericia del teléfono que el detenido entregó a la Justicia, el cual será «abierto» por el Departamento de Informática de la Policía. Quizás estos datos podrían ser la única prueba que permita involucrar directamente al acusado con el hecho, ya que pareciera que la corta prisión preventiva dictada por la jueza Maza indicaría que la magistrada no estaría por el momento lo suficientemente convencida de que Trionfetti participó del episodio.

Once tiros contra un móvil
El hecho investigado sucedió el sábado 6 de este mes. Una camioneta Chevrolet S10 se dio a la fuga luego de que un móvil policial intentara interceptarla para una identificación, en el sur de la ciudad sobre la calle Tita Merello. Durante la persecución, uno de los ocupantes de la pick up efectuó varios disparos de carabina 22 contra sus perseguidores, y 11 de esos balazos impactaron contra el rodado policial. Uno de ellos le dio en el radiador, y el móvil no pudo proseguir la marcha, por lo que los delincuentes lograron escapar.

agresionpolicialdenunciatrionfetti8756INSÓLITO: ACUSAN DE VIOLENCIA A LA POLICÍA DURANTE UN OPERATIVO PARA DETENER A UN INDIVIDUO CON PEDIDO DE CAPTURA

Gentileza: La Arena

Boletín de noticias